Presentación

El Museo Histórico de la ciudad de Río de Janeiro / MHCRJ fue creado como resultado de la expansión de los museos en el siglo XIX y sus orígenes están relacionados con el inicio de la República en Brasil y el papel de centro político que Río de Janeiro tenía en este contexto.

Desde 1891, las autoridades del gobierno recién instalado manifestaban preocupación en la recolección de objetos representativos, que interesaran a la historia de la ciudad. Sin embargo, su creación sólo se produce bajo la administración del alcalde Pedro Ernesto, a través del Decreto Nº 4989 de 11 de julio, 1934.

El MHCRJ siempre ha mostrado una tendencia a permanecer dentro de los límites de su objeto, la ciudad de Río de Janeiro. Sin embargo, su vasta colección documental, de archivo y museológica con cerca de 24.000 piezas, lo que significa un registro importante de la ciudad de Río de Janeiro y que abarca diferentes categorías, presentan un carácter nacional. También posee obras de artistas como Eliseu Visconti, Thomas Ender, Antonio Parreiras, Armando Vianna, Augusto Malta y Marc Ferrez, además de las colecciones de los alcaldes Pereira Passos, Pedro Ernesto, Carlos Sampaio y Cesar Maia.

Cuando pensamos en un museo de ciudad, aparte del aspecto cultural, nos recordamos de la cuestión de la ciudad en la que se inserta, el espacio urbano, la memoria y la importancia del museo para la ciudad, porque es el único que tiene como objetivo preservar y conservar la memoria de la ciudad, que fue la capital de la colonia, imperio y república, a través de su colección y sobre todo ser un punto de referencia y discusión de transformaciones culturales, sociales, económicas y urbanas de la ciudad de Río de Janeiro a lo largo de su historia.

El MHCRJ, a través de una colección artística y documental accesible a todos, es un museo donde nuestra historia y nuestra identidad urbana pueden ser analizados y explicados.

Su importancia se puede resaltar aún más por ser el único en la ciudad que tiene como objetivo preservar y conservar la memoria de la ciudad que fue la capital de la Colonia, del Imperio y de la República, a través de su colección y sobre todo ser un punto de referencia y de discusión de los cambios culturales, sociales, económicos y urbanos de Río de Janeiro a lo largo de su historia.

Por último, recordamos la importancia del trabajo de un museo cuyo tema básico es la historia de la ciudad. En pocas palabras, un museo en que nuestra historia y nuestra identidad urbana puedan ser analizados y explicados.

Luciana Mota Gaspar

Gerente del Museo Histórico de la Ciudad de Río de Janeiro

Heloisa Helena Queiroz

Gerente de Museos / Secretaría Municipal de Cultura de Río de Janeiro